Las ventas a precios corrientes para agosto de 2019 relevadas en la Encuesta de Supermercados del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) muestrar una nueva caída de la actividad. Para el mencionado mes sumaron un total de $59.715,4 millones, lo que representó sendos aumentos nominales de 8,4 por cieneto  respecto al mes anterior y de 51,2% en comparación con un año. Pero en una economía con alta inflación el indicador relevante del desempeño del consumo de las familias es el de las las ventas a precios constantes. En ese caso el organismo oficial de estadística estimó un repunte de 3,2% respecto al nivel de julio, y una caída del 7,3% respecto a agosto de 2018, acumulando 14 meses consecutivos en recesión.

Mientras que en el caso de los centros comerciales, que incluyen patios de comidas y la oferta de bienes prescindibles y artefactos para el hogar y esparcimiento, entre otros, en agosto sumaron operaciones por $8.809,5 millones, 10,4% menos que en julio; y aumento nominal de 45,9% respecto a igual mes del año anterior. Pero en cantidades, también, como en el caso de los supermercados, sumaron 14 meses en receso: 14,6% en comparación con el mes previo y 6,7% respecto a un año antes.

Los rubros más afectados, según el relevamiento del Indec, fueron: juguetería; librería y papelería; electrónica, electrodomésticos y equipos de computación; y amoblamiento y decoración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: